martes, 7 de noviembre de 2017

Reseña: "Luna negra" (Zodiaco #3) de Romina Russell

SPOILERS de libros anteriores, puedes leer la reseña del primer libro aquí o del anterior a este aquí.
Título: Luna negra (Black Moon)

Saga: Zodiaco (3/4)

Autor: Romina Russell

Editorial: Océano Gran Travesía

ISBN: 9786075273266

Nº de páginas: 356

Disponible en México

Spoilers de libros anteriores


Un secreto final persiste entre Rho y el enemigo. 
¿Podrá sobrevivir a la devastadora verdad?

Rho, la valiente visionaria de la Casa de Cáncer, perdió casi todo cuando luchó contra el Marad, un misterioso grupo terrorista empeñado en destruir el equilibrio de la Galaxia. Ahora el Marad ha desaparecido sin dejar rastro, y se ha declarado una paz incómoda. Pero Rho sospecha. Ella cree que el Maestro todavía está ahí afuera bajo alguna otra forma. 

Cuando la noticia de un nuevo partido político apoyado por su mejor amiga, Nishi, la envía en otro viaje a través de la Galaxia, Rho lo usa como una oportunidad para cazar al Maestro oculto y buscar información sobre su madre que le envía misteriosas visiones a través de las estrellas. Lo que descubre arroja luz sobre la verdad, pero proyecta la oscuridad sobre todo el mundo del Zodíaco.

Empezar Luna Negra fue un poco difícil para mí. La razón principal es que estos libros tienen demasiada información en cada uno de ellos y esto lo complica un poco; pero no lo tomen a mal, no es una queja.

Descubrir cada uno de los mundos a los que la protagonista viaja es siempre un placer literario; conocer cada una de las culturas (signos o casas) del universo de Rho es siempre interesante. Pero esto le agrega mucha información a la historia y a veces es complicado recordar todas y cada una de las características de cada casa conforme avanzan los libros.

Con tanta información, recordarla completa cada vez que se inicia la siguiente parte lo vuelve complicado, sobre todo cuando ha pasado mucho tiempo desde que leíste el último libro de la saga.

Esto lo digo porque, al avanzar en Luna negra, me di cuenta de que se me habían olvidado algunos nombres y situaciones de los libros anteriores.

Recordar a los personajes principales y sus historias (y a algunos otros personajes incidentales a los que les tomé cariño) no fue difícil; pero cuando volvieron personajes que fueron nombrados pocas veces o tuvieron una participación muy pequeña anteriormente, no podía recordar su origen, ni cómo lucían o dónde y cómo habían sido introducidos.

Por fortuna, en Zodiaco y Estrella Errante marqué muchas escenas importantes o que me parecieron interesantes, así que puede volver a echarle un vistazo a estos libros antes de comenzar Luna Negra.

Amé, amé, amé, conocer mi casa de mi signo al fin (soy acuario, jejeje). Me gustó demasiado el mundo que conocí y las personas que lo habitan, la forma en que están marcadas por la filosofía y el mundo fantástico en el que viven (al menos una parte de él); aunque hay cositas con las que no congenio, pero no les di demasiada importancia.

Además, se visitan algunas otras casas. Espero que muchos tengan ganas de conocer sus casas en estos libros.

Con esto, como en los libros anteriores, Romina resalta perfectamente el porqué una persona no puede ser encasillada en una sola etiqueta; la multiculturalidad está a la orden del día y es algo que debería unirnos y no dividirnos.

No es un secreto que este es un mensaje claro de esta saga.

Sin embargo, puedo decir que, a diferencia de los libros anteriores, sentí un poquito forzadas algunas situaciones en esta ocasión.

No hablaré demasiado de ello porque serían spoilers, pero puedo comentar que sentí que la historia avanzó muy poco.

Hubo situaciones reveladoras y sorpresivas, pero al mismo tiempo, el ritmo de la novela fue lento, sin prisas; la información que ayudaba a avanzar la trama principal era muy poca y por ello me pareció que el libro trataba más sobre resolver las situaciones sentimentales que el problema principal.

La actitud de Rho no mejoró, no como lo hizo en el segundo libro. Al final de aquel título tomó una actitud un tanto decidida, pero era obvio que su mente seguía bastante dispersa a pesar de que mejoró en su toma decisiones, pues, al menos en aquel entonces, parecía firme; pero en el transcurso y final de Luna negra su actitud pareció estancarse en esa forma de ser.

Durante toda la lectura de la tercera parte, sentí que existía un nivel alto de diversas confusiones que le aquejan la mente, por lo que, en el clímax de la tercera novela, pareciera que Rho ya no sabe cómo actuar ante lo que se le presenta.

Solo espero que en la ultima parte de la saga esta confusión no se convierta en una sobrecarga de inseguridad de su parte y que ella no aleje a todos los que se le han unido.

La parte más destacable es que, como siempre Romina nos ha mostrado nuevas casas; su forma de vida, sus actitudes, sus costumbres, su entorno. Sé que ya lo comenté pero amé la casa de Acuario y me identifiqué mucho con varias de sus características.

Además, hay una situación sentimental que ya se resolvió y otras dos que son un tanto “sorpresivas” pues derrumbaron mis teorías respecto al trasfondo de los algunos de los personajes; aunque confirmó mi teoría sobre otro de ellos, jejeje.

Estoy segura de que muchos querrán saber si sus propias teorías eran ciertas o no. Esta parte será emocionante para algunos.

Como pueden notar, no ha sido el libro que más me ha gustado de la saga, pero ha estado bastante equilibrado debido a mi emoción por conocer la casa de mi signo y los varios descubrimientos que se dieron casi al final, además de un desenlace que es un completo cliffhanger; así que, de todos modos, tengo ganas de leer el ultimo libro.

Aunque debo admitir que mis expectativas sobre el ultimo libro son un poco menores que con los anteriores títulos.
La diversidad no nos debilita; al contrario, nos une con más fuerza.
Conclusión

La trama no avanzó con el ritmo que yo esperaba, pero el conocer las nuevas casas que se presentan en esta parte de la historia, la forma en que varias de mis teorías se derrumbaron y otras se confirmaron, la resolución de algunas situaciones sentimentales que rodeaban a Rho y la forma en que las piezas cayeron en su lugar, han hecho de este libro una parte importante para la historia; sólo resta un libro y quiero ver cómo termina.
No me decidía entre darle un 3.5 o un 4,
pero saben que no suelo poner medios puntos :)
Espero que el último libro sea más emocionante
y que Rho sea más resuelta con la gente que la rodea :D

*Gracias a Editorial Océano por el libro :)
¡Gracias por leerme!

2 comentarios:

  1. Estoy segura que voy a terminar leyendo estos libros, aunque por lo mientras no está en prioridades, precisamente porque todos coinciden en que es un mundo muy elaborado pero genial.

    Saludos Iris.

    ResponderEliminar
  2. ¡Iris!

    Acabo de terminarlo... CHISME AHORA MISMO!

    ResponderEliminar

Te agradezco que pases a comentar :D Me gusta poder saber tu opinión. Si quieres agregar un link para que visite tu blog, agradecería que lo enviaras al correo electrónico del blog, NO EN UN COMENTARIO, de lo contrario tendré que borrarlo. Gracias por leerme :)